Si eres de esas personas que les gusta que su camisa este siempre impecable, aquí te mostraremos algunos tips para que lo tomes en cuenta cuando te hagas la pregunta de ¿Cómo planchar una camisa? Siempre lo hagas de la mejor manera posible.

¿Cómo planchar una camisa de la manera más correcta?

Todas las prendas de vestir deben tener un cuidado adecuado desde que se lavan hasta que se secan y de allí, conservarlas de la mejor manera al plancharlas. Uno de los trucos para planchar una camisa:

Fijarse en el tipo de tela de la prenda

Pueden ser de almidón, lana, seda, algodón, lino o material sintético ya que para cada una de estas, la temperatura es distinta y no todas las camisas resisten al mismo vapor. Las camisas cuyo material es el algodón aguantan una temperatura que oscila entre los 140 y 210° centígrados.

Otras camisas construidas con componentes más finos como el poliéster resisten a una temperatura de 100 a 160° centígrados. Planchar tu camisa y demás prendas con la temperatura idónea, garantiza una vida más larga y duradera para ellas así como también evitas dañar tu plancha.

Usar una mesa de planchar

Las mesas de planchar son aquellos implementos que disponen de un soporte diseñado especialmente para agilizar el proceso de planchar prendas como camisas, franelas, pantalones. Está conformada por una base firme que permite que al momento de planchar, su camisa quede totalmente plana y lisa.

Desabrochar sus botones

La camisa se debe planchar desabrochada y es ideal comenzar a planchar sus partes más rigurosas, es decir, los puños y el cuello. Por su rigidez, difícilmente pueden volver a arrugarse y esto facilita planchar fácilmente sus otras partes.

Es recomendable que no planches los botones del puño o cuello porque podrías derretirlos así que presta mucha atención cuando tengas contacto con ellos.

Segmentación de la camisa

Literalmente debes planchar la camisa por partes. Una vez terminado el cuello y los puños procedemos a planchar la espalda y los hombros. Arrastra suavemente la plancha con un movimiento de derecha a izquierda sin alisar su manga primero un hombro luego otro hombro.

Luego volteas la camisa teniendo frente a tus ojos el lado de la espalda procurando que quede lo más extendida posible, repites nuevamente el movimientos de derecha a izquierda y arrastra la plancha para eliminar sus arrugas.

Complexión de la camisa

Una vez que haya finalizado el planchado de las demás partes de la prenda, comenzamos a planchar el cuerpo de la camisa. Tomamos su parte delantera realizando los mismos movimientos de derecha a izquierda, extiende correctamente la camisa hasta terminar.

Guinda la camisa en un gancho de ropa y obsérvala, si faltan detalles por ajustar, busca afinarlos.

Lo ves, realizarlo es más complicado que decirlo. Si sigues al pie de la letra estos consejos te convertirás en un experto del planchado. Te recomiendo practicar constantemente para que luzcas una camisa impecable, lisa y totalmente limpia.

Categories:

Tags:

No responses yet

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.